Vox acusa a Lambán de sostenerse en el Gobierno con «la extrema izquierda y el regionalismo radical»

El líder de Vox en las Cortes de Aragón, Santiago Morón, acusó este miércoles a Lambán de mantenerse en el Gobierno regional con un pacto sustentado por «la extrema izquierda y el regionalismo radical». Y criticó al PAR que se haya sumado a esa coalición que va a dar lugar a un Ejecutivo cuatripartito.

Así se pronunció Morón durante su primera intervención en las Cortes de Aragón, parlamento regional en el que Vox se estrena con los tres escaños que obtuvo en las elecciones autonómicas del pasado mes de mayo. Durante el debate de investidura, el líder regional de Vox expresó los conocidos planteamientos de Vox contra el modelo autonómico y reclamó, en el caso concreto de Aragón, una reducción de estructuras. En este sentido, se refirió a «la fragmentación del territorio», en linea con su rechazo a las instituciones comarcales.

Morón anunció que su partido va a defender en las Cortes de Aragón rebajas tributarias, adelgazar la estructura del sector público, una apuesta por las obras hidráulicas para reforzar el sector agrario, y dejar de considerar el catalán y el aragonés como lenguas propias de la Comunidad.

Santiago Morón negó que exista el «aragonés», dijo que es una creación artificial que hace peligrar las modalidades lingüísticas propias de los valles del Pirineo, y rechazó también que se considere el catalán como lengua propia de esta Comunidad. Se mostró frontalmente en contra de que el presupuesto de Aragón financie una Academia de la Lengua que incluya un Instituto del Catalán, entes que calificó de «chiringuitos lingüísticos».

El líder de Vox dijo que, desde las Cortes de Aragón, van a «hacer frente al pancatalanismo depredador, al regionalismo desbocado, al adoctrinamiento en las aulas del Aragón oriental» a vueltas con el catalán, y contra «la fragmentación del territorio».

«Toca reconquistar la libertad individual para disentir del pensamiento único», afirmó Morón, para reclamar posteriormente la derogación de leyes regionales como la de Identidad y Expresión de Género o la de Memoria Democrática.

También reclamó, entre otras medidas, «un apoyo decidido a la natalidad, con ayudas especialmente para las familias numerosas, que fomenten la conciliación laboral y familiar».

Tras exponer estos planteamientos, Morón auguró que los diputados aragoneses de Vox «vamos a acabar con los prejuicios que hay en torno a nuestra formación» y afirmó que, pese a su rechazo frontal al nuevo Gobierno cuatripartito presidido por Lambán, «nos ofrecemos al debate, al razonamiento y a la sana confrontación de ideas».

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!