Una concejal de Vox en Zaragoza la lía al distinguir entre «gays» y «normales»

La concejala de Vox en el Ayuntamiento de Zaragoza Carmen Rouco se ha convertido en protagonista este jueves al afirmar en una comisión que su despacho está abierto a todos, y ha especificado, «a gays, a lesbianas, a normales, a no normales, a todos».

Estas declaraciones han tenido lugar durante la primera Comisión de Acción Social y Familia del nuevo mandato, a la que Vox había llevado una pregunta polémica en la que requerían datos del servicio de asesoría sexológica a mayores que presta el Consistorio zaragozano, lo que ha generado un enfrentamiento entre Rouco y el portavoz de Podemos-Equo, Fernando Rivarés.

El representante de la formación morada ha denunciado el ataque a las libertades que supone el «neofascismo» que encarna Vox, a lo que la edil de este partido ha respondido con las palabras que han generado la polémica.

«Homófoba, que eres una homófoba», ha replicado al instante desde la bancada contraria Rivarés, quien ha recalcado que las personas pertenecientes al colectivo LGTBI «lo somos porque sí y porque nos da la gana» y ha exigido unas disculpas a la concejala, a la que ha amenazado con usar el vídeo de su intervención, que conseguirá que «su homofobia va a recorrer España».

El presidente de la Comisión, el popular Ángel Lorén, ha tratado de reconducir la situación pidiendo no encrespar ánimos «buscando titulares» y ha dado la palabra a la concejala de Vox para que matizara sus palabras.

Carmen Rouco, sin embargo, ha aducido en su defensa que en la comisión también se ha hablado de discapacitados y se ha reiterado en sus palabras: «gays, lesbianas, normales, chabolistas y todos». «¿Hay algún problema?», ha remachado, a lo que ha añadido al concejal de Podemos que, si es «susceptible», ella no tiene «la culpa» y le ha acusado de tergiversar sus palabras.

Este enfrentamiento ha provocado que, a falta de dos puntos para concluir la comisión, los dos concejales de Podemos-Equo abandonaran el Salón de Plenos, mientras tanto el resto de grupos municipales como los miembros del equipo de gobierno han optado por no entrar en la polémica.

Previamente, la representante de Vox ha preguntado que, si «tan importante es» el servicio de asesoría sexológica, por qué el PSOE lo suprimió en 2014 y «la extrema izquierda radical», en referencia al anterior Gobierno de Zaragoza en Común no lo puso en marcha hasta 2018. Del mismo modo, ha indicado que solo quería saber en qué se gastan esas partidas para controlar que vayan «donde tienen que ir» y no a «chiringuitos».

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!