Sánchez organizó con Padilla las conferencias en las que «robó» una ponencia para su libro

«Quiero empezar agradeciendo la invitación que se me hace para coordinar esta sesión y reconocer el esfuerzo de los profesores Pedro Sánchez y Juan Padilla; y de toda la Facultad de Ciencias Económicas y Jurídicas para organizar este encuentro». Era el año 2013 y con estas palabras reconoció el profesor Carmelo Angulo el trabajo de dos de sus compañeros de claustro en la Camilo José Cela a la hora de organizar, mano a mano, un ciclo de conferencias sobre la marca España en la Universidad.

Las palabras no tuvieron entonces gran trascendencia pero hoy, cinco años después, cobran mayor relevancia porque sabemos algunas cosas más, como por ejemplo que Sánchez escribió un libro con el profesor Juan Padilla; que después Padilla estuvo en el tribunal que evaluó la tesis de Sánchez; que el hoy presidente del Gobierno cometió varios plagios en dicha tesis; y que ambos mantuvieron el contacto para, en 2013, impulsar estas conferencias.

Por si todo lo anterior fuera poco, y según adelantó ayer El País, Sánchez, que era el director de la entidad organizadora del evento, aprovechó la ocasión para «robarle» la charla a uno de los ponentes a los que invitó para después incluirla en un segundo libro que publicó junto a Carlos Ocaña, por entonces jefe de Gabinete del ministro de Industria de José Luis Rodríguez Zapatero, Miguel Sebastián.

Parte del programa de las conferencias que organizó el doctor Sánchez
Parte del programa de las conferencias que organizó el doctor Sánchez – ABC

El damnificado fue el diplomático Manuel Cacho, hoy embajador en Australia, a quien Sánchez copió hasta las erratas. Pese a lo grosero del asunto, ayer todavía hubo quien, dentro de las filas socialistas, negó la mayor. «El hecho de que en un libro posterior por parte de Sánchez y Carlos Ocaña se haya reproducido sin citar un texto de una conferencia no puede considerarse que sea un plagio de la tesis del presidente», aseguro la presidenta del PSOE, Cristina Narbona.

Sánchez, en rueda de prensa desde Salzsburgo, también restó importancia al plagio. El presidente del Gobierno sostuvo en Salzburgo (Austria), ante la atenta mirada de los jefes de Estado o Gobierno de los países de la Unión Europea, que copiar 454 palabras de varios párrafos no es un plagio, sino un «fallo en una reseña».

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!