Ryanair dice que son inútiles

Ryanair confirmó este jueves la noticia adelantada por ABC esta semana. El coste de las bases en las islas es superior a las ayudas que recibe desde Canarias por operar en este destino. En Canarias para que la empresa se pudiese acoger a un plan de incentivos, es obligada a establecerse en tres islas. Como no es rentable, se cierran esas bases y se opera directamente con aparatos en origen para trayectos UE-Canarias.

A la deficitaria presencia de las cuentas canarias en el balance de la aerolínea irlandesa se suma la crisis de entrega de aparatos por parte de Boeing. Ryanair ha asegurado que buena parte de su decisión se debe a retraso en la llegada de aparatos 737 MAX de Boeing con los que contaba para este invierno.

La construcción del modelo se ha suspendido en parte desde mediados de marzo, una circunstancia que ha «ha forzado» a la aerolínea a cerrar algunas bases invernales «deficitarias» y a reducir el número de aviones en otras, tanto en España como en otros mercados.

La aerolínea de bajo coste Ryanair ha calificado de «hecho irreversible» el cierre de sus bases en sur de Tenerife, Lanzarote, Gran Canaria porque «generan grandes pérdidas durante la temporada de invierno», ya que casi todo su tráfico se origina en el extranjero, por lo que puede ser atendido por aviones que se encuentran en otros países de la UE, sin los altos costes que supone tener aeronaves y tripulación en las islas de noviembre a marzo. Por ello, la aerolínea afirma que su decisión es irrevocable.

Los sindicatos de TCP USO y Sitcpla han convocado diez jornadas de huelga los días 1, 2, 6, 8, 13, 15, 20, 22, 27 y 29 de septiembre tras el fracaso de la mediación. El Sepla ha presentado un preaviso para los días 19, 20, 22, 27 y 29 de septiembre, pendiente de una convocatoria formal dependiendo del resultado de la mediación solicitada ante el Servicio Interconfederal de Mediación y Arbitraje (SIMA).

Ambos casos están motivados por el anuncio de la compañía de cerrar en enero las bases de Girona, Lanzarote, Tenerife Sur y Gran Canaria, lo que supondría un ajuste de plantilla que afectaría a 512 empleados entre TCP y pilotos, justificándose en el retraso en las entregas de los 737 MAX y la baja rentabilidad de estas bases, además de la incertidumbre del « Brexit». En concreto, el ajuste de plantilla se desglosan en 164 personas en Girona, 156 en Tenerife Sur, 110 en Las Palmas y 82 en Lanzarote. A estas bases, se suma el anuncio cierre de su base en Faro (Portugal).

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!