Ricky Martin anuncia que será padre de nuevo

ABC

Ricky Martin está de enhorabuena. El artista puertorriqueño ha anunciado este fin de semana durante la cena anual de la organización Human Rights Campaign, en Washington, que será padre de nuevo junto a su esposo, el artista Jwan Yosef.

«Mi familia está aquí. Jwan, no te veo pero te amo. Mis hermosos mellizos, Valentino y Matteo, también están aquí. Los amo con todo mi corazón, son mi fuerza, me inspiran todos los días, me motivan a seguir haciendo lo que hago y con unos chicos increíbles. Ustedes chicos son asombrosos. Los amo. Lucía, mi bebita que no está aquí con nosotros, se quedó en casa con la abuela, pero también es la luz de mi vida», comenzaba diciendo en su discurso.

Y añadía: «Y por cierto, tengo que anunciar que estamos embarazados. Estamos esperando. ¡De acuerdo! Me gustan las familias grandes». Con este será el cuarto hijo para el cantante que ya cuenta con los mellizos Valentino y Matteo y la pequeña Lucía Martin-Yosef.

Fue en 2018 cuando Ricky Martin anunció que se había dado el «sí, quiero» con el sueco Jwan Yosef, con quien salía desde 2016. «Soy un esposo, pero vamos a hacer una gran fiesta en un par de meses. Ya les dejaré saber», confesaba en «E! Entertainment Television». Y añadía: «¡Intercambiamos votos e hicimos todos los juramentos que había que hacer. Firmamos todos los papeles que necesitábamos, el acuerdo prenupcial y todo lo demás».

Ricky Martin, con sus hijos Valentino y Matteo, y su prometido Jwan Yosef – GTRES

Yosef es hijo de padre kurdo musulmán y de madre armenia ortodoxa griega. Conoció el exilio a muy temprana edad. «Mis padres tuvieron buenas razones para abandonar su país e instalarse en territorio neutral. En aquellos días la suya no era una unión ideal. Hoy tampoco lo sería…», explicaba en esa entrevista, en la que también admitió que sus progenitores pertenecen a dos importantes clanes del norte de Siria.

Pese a las creencias de sus padres, Yosef se confiesa agnóstico. «Soy muy espiritual y entiendo que hay verdad en las escrituras sagradas de los diferentes credos, pero no termino de comprender cómo hay personas que las leen literalmente», confesaba. Tampoco se siente ciudadano de un país. «Nunca me sentí parte de un país o de una cultura en particular. Suecia nos recibió con los brazos abiertos y hoy es unos de los dos sitios en el mundo a los que me gusta llamar ”hogar”».

Desde niño le gustaba dibujar y lo canalizó académicamente, primero en una universidad de Estocolmo y luego en laCentral Saint Martins londinense. Pese a que se enamoró de Londres y trabajó duro como pintor para crearse un nombre, Yosef se trasladó con Martin a Los Ángeles, ciudad que les enamoró.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!