Pesic carga duramente contra el Palau

No suele morderse la lengua Svetislav Pesic. Por este motivo no dudó en cargar duramente contra su propia afición cansado del trato que sus jugadores reciben en el Palau en lo que ha tratado de ser un intento de que reaccionen y apoyen como en la mayoría de pistas de Europa. El serbio, avalado por sus triunfos y su experiencia, afronta su segunda etapa en el club azulgrana y goza del respeto del socio culé por lo que sus palabras seguro que no caen en saco roto. «Hay dos tipos diferentes de aficionados: los que viven y vienen aquí al Palau para ayudar al equipo desde el primer minuto y los otros, que esperan. Si ganamos al Real Madrid, todos están ilusionados; si no ganamos al Real Madrid, todos están decepcionados. Esto es algo que para los jugadores no es nada bueno», se lamentó el técnico en lo que ha sido el primer varapalo serio de entrenador hacia su propio público.

Pesic también se refirió al nuevo proyecto del Barcelona y de la directiva, sobre la creación de un nuevo Palau Blaugrana. «El nuevo Barça necesita un tiempo y mejor con el pabellón lleno, pues de lo contrario el rival se siente muy cómodo. Si el pabellón está lleno mandamos el mensaje a nuestro rival de que no estamos solos, de que la afición está preparada para ayudarnos en las situaciones difíciles. La Euroliga es muy competitiva y no la podemos ganar sin el apoyo de los aficionados durante todo el partido», insistió el serbio, que recibió la respuesta durante el encuentro que el Barcelona acabó ganando este pasado jueves ante el Efes Pilsen (85-65). En el partido ya se pudo ver a un Barça bipolar que remontó 17 puntos de desventaja para poder ganar. Tras el choque, Pesic estaba «muy feliz» por la actitud de sus jugadores. «Un partido se puede ganar o perder, pero es importante cómo ganamos. Esto es básico», destacó tras la victoria ante los turcos.

«El Efes es un gran equipo, juegan el mejor ataque de la Euroliga, pero el baloncesto se juega en cuatro cuartos de diez minutos. Ganar así hoy demuestra que estamos en un buen camino, pero sabemos que la temporada es larga», explicó el coach azulgrana, que también se mostró satisfecho por cómo ha evolucionado su equipo: «Estamos en un proceso donde los jugadores aprenden que jugar en el Barcelona no es fácil, porque hay una gran expectación cada día». No obstante, Pesic piensa a largo plazo: «Mentalmente no estamos en el nivel donde podemos garantizar que jugamos mal y ganamos. Debemos estar a tope para ganar encuentros fuera». Por este motivo, el técnico insistió en la necesidad de tener paciencia, en lo que se convirtió en un nuevo menaje de Pesic hacia el Palau y la prensa: «El Barcelona necesita algunos años con continuidad. A veces se olvidad que los últimos tres o cuatro años se han cambiado 42 jugadores, tres entrenadores y varios directores deportivos».

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!