«Pensaba que no volvería a ver a mis nietos. Ahora tengo ganas de salir, bailar y cantar»

MADRID Guardar

Gina habla con la vitalidad de a quien, a pesar de sus 80 años, le queda una vida por delante. Julia, con 92, todavía quiere recorrerse el mundo de concierto en concierto. Felicidad solo acierta a dar las gracias mientras sopla las 97 velas que decoran su tarta. Nica mantiene fresca la memoria e intactos los recuerdos de sus 103 años. Jesús, el más joven de este grupo, no puede evitar que las lágrimas recorran su rostro al pensar que, con 75 años, ha vuelto a nacer. Los cinco han superado —después de sobrevivir a una e, incluso, dos guerras— al virus en la Comunidad de Madrid, tras semanas ingresados. «He visto el final dos veces. He estado mal, muy

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!