Pek√≠n, sin reunificaci√≥n ¬ępac√≠fica¬Ľ con Taiw√°n

Corresponsal en Pekín Guardar

Es un peque√Īo detalle pero no ha pasado desapercibido. En su discurso de inauguraci√≥n de la Asamblea Nacional Popular, el primer ministro chino, Li Keqiang, volvi√≥ a apelar el viernes a la uni√≥n con Taiw√°n, la isla separada del r√©gimen comunista y cuya soberan√≠a reclama. Pero evit√≥ la expresi√≥n ¬ęreunificaci√≥n pac√≠fica¬Ľ que, desde hace cuatro d√©cadas, utilizan los gobernantes chinos.

En un r√©gimen donde todo est√° tan pensado, esta omisi√≥n refleja el agravamiento de la crisis con Taiw√°n, donde la abrumadora reelecci√≥n en enero de la presidenta Tsai Ing-wen ha vuelto a dar a alas al soberanismo. Reforzada por su victoria y por su √©xito contra el coronavirus, que solo ha dejado en la isla 441 contagiados y siete fallecidos, Tsai se mostr√≥ abierta al di√°logo con Pek√≠n, pero rechaz√≥ el modelo de ¬ęun pa√≠s, dos sistemas¬Ľ. El fracaso de dicho principio en Hong Kong, como evidencian las protestas del a√Īo pasado, fue lo que impuls√≥ su triunfo electoral. A pesar de su dependencia econ√≥mica, Taiw√°n no quiere estar bajo el control del r√©gimen chino, que en 2005 aprob√≥ una ¬ęley antisecesi√≥n¬Ľ autorizando el uso de la fuerza militar si la isla declara formalmente su independencia.

Lee m√°s: abc.es


Comparte con sus amigos!