«No me presento a las elecciones para ser conseller»

Fran Ferri ya cumple dos legislaturas en las Cortes Valencianas como uno de los referentes jóvenes del Bloc. La última, que finaliza en pocas semanas, como portavoz de Compromís tras el nuevo escenario que dibujaron las elecciones de 2015 con un equilibrio parlamentario totalmente diferente. En mitad de proceso de primarias de su partido y con una nueva campaña por delante en la que tendrán que diferenciarse de PSPV y Podemos, analiza la relación con sus socios y realiza balance de estos años.

Dijo que si Enric Morera no se presentaba contra usted para el número 2 de la lista autonómica en las primarias lo entendería como un relevo natural. ¿Cómo ha recibido finalmente esta decisión?

Enric me llamó por teléfono para anunciármelo y me lo contextualizó en ese aspecto: que el peso político esta legislatura lo había llevado yo como síndic. Entendía que era mejor que yo explicara desde la vertiente política en campaña lo que habíamos hecho en lugar de él, que había tenido un papel más institucional y de árbitro dentro del Parlamento. Es complicado que un presidente de las Cortes haga campaña en contra de determinados grupos o políticas. Creo que la explicación era muy sensata y estoy muy agradecido de que se dé el paso natural. Nos deseamos suerte los dos.

¿Cree que de esta forma se evita un enfrentamiento duro?

No creo que hubiera sido así. La legislatura pasada competí contra gente que han acabado siendo compañeros míos en el grupo parlamentario. En el fondo todos tenemos lo mismo en la cabeza, que es trabajar para mejorar la vida de los valencianos.

¿Es partidario de primarias para las elecciones generales?

Creo que al igual que militantes y simpatizantes que participan en primarias pueden escogerme a mí, sería bueno que eligieran a la gente que nos representa en el Congreso.

¿Qué le ofrecieron y qué rechazó la anterior legislatura cuando supieron que tenían el Gobierno?

Se dio esa posibilidad de que fuera conseller de Economía, pero al final por evitar conflictos dentro del partido decidí quedarme en las Cortes. Además, me apetecía. Estuve una legislatura en la oposición y quería estar en una nueva con juego parlamentario más amplio. Estoy muy contento de haber tomado esa determinación y de haber encabezado un grupo que tanto ha trabajado.

¿Y lo que más le gustaría a partir de 2019 es seguir de portavoz en las Cortes?

La verdad es que me planteo muchas cosas y no cierro la puerta a ninguna. Pero es cierto que estoy muy cómodo de síndic, me encuentro dentro de mi círculo de confort y tendré que decidir si me quedo dentro.

¿La gestión en el Consell le atrae tanto como ser portavoz?

Soy ingeniero y soy bastante metódico. Creo que se me daría bien la gestión. Pero también seguir en el grupo parlamentario. Después de las elecciones veremos lo que pasa. No me presento para ser conseller.

«Como portavoz me encuentro dentro de mi círculo de confort y tendré que decidir si me quedo dentro»
Fran Ferri

¿Qué grandes leyes o temas piensa que se quedan fuera esta legislatura?

Esta legislatura ha sido muy productiva en comparación con otras. Hemos aprobado más de 66 leyes y se ha avanzado mucho en aspectos sociales o de derechos civiles. Pero siempre tendré una espina clavada por la ley electoral. Nos costó mucho plantear el modelo entre todos los grupos (menos el PP) y no pudimos aprobarla. No era sólo una cuestión de eliminar la barrera más antidemocrática del Estado, sino que mejoraba en igualdad, en facilitar el voto extranjero, en reducir gastos, en hacer unas listas desbloqueadas… no fue posible porque fue el inicio del giro de Ciudadanos hacia otro lado y el primer paso para la foto en Colón con el PP y Vox.

La tasa turística, la del azúcar o los residuos han sido algunas de las cuestiones más polémicas de estos años por las diferentes posturas entre PSPV, Compromís y Podemos. ¿Está satisfecho por cómo se han zanjado?

Considero que la manera de abordar este tipo de temas no es llegar al debate de presupuestos y de ley de acompañamiento e intentar introducir tasas que tienen muchas implicaciones económicas, sociales y empresariales. La mejor manera de hacerlo no es vía enmiendas y sin informes previos. Ha de ser una vía negociada en el Pacto del Botánico y en el Consell. Hemos chocado en que todos los socios no estamos tan convencidos de su aplicación, aunque parece que cada vez más. En el caso de la tasa turística, por ejemplo, creo que se debería haber facilitado su implantación en la ciudad de Valencia. A la del azúcar llegamos demasiado tarde y con prisas. Aun así, son debates que se quedan encima de la mesa y deberemos resolver cuando pasen las elecciones.

ROBER SOLSONA
ROBER SOLSONA

¿Cómo ha evolucionado la relación con el PSPV y Podemos?

Pensaba que iba a ser más tensa por la experiencia en otras instituciones. La verdad es que las relaciones han sido fluidas y haría un balance positivo. Evidentemente, con el PSPV han sido mucho más cercanas porque compartimos Gobierno, pero con Podemos hemos podido hablar aunque a veces nos aprieten. Ellos tienen un papel complicado al estar fuera del Consell y en ocasiones han buscado visibilidad tensionando al Botánico. Pero lo de la larga vida al pacto es algo que nos hemos creído los tres partidos.

¿Cuál ha sido el punto más tenso de la legislatura para usted? ¿La ley de acompañamiento de 2018 que no apoyó Podemos?

Sí. Recuerdo que esa votación salió por los pelos al tirarse Podemos del barco. Fue una estrategia muy de Antonio Montiel, que acababa de renunciar a presidir el partido y parecía que era un «aquí estoy yo todavía». Aun así, creo que nadie tuvo la intención de que el pacto de Gobierno se rompiera, sino ganar espacio a nivel estratégico. Una manera muy tradicional de entender la política.

¿Qué aspectos evidenciarán desde Compromís que les diferencian del PSPV de cara a la campaña?

No me he parado a pensarlo porque estoy enfrascado en las Cortes. En Compromís funcionamos mucho con separación orgánica y de cargos institucionales, todavía no nos hemos sentado en modo campaña. Creo que más que buscar la diferencia con nuestros socios deberíamos trasladar todas las sinergias que nos han permitido mejorar la vida de los valencianos. Ahí Compromís ha cumplido un papel que en otros territorios de gobiernos progresistas no ha estado. Eso es lo que pondremos en valor, que el peso de Compromís ha sido fundamental para que determinadas políticas hayan salido adelante.

«En campaña pondremos en valor que el peso de Compromís ha sido fundamental para que determinadas políticas hayan salido adelante»
Fran Ferri

Sin embargo, el Botánico no se presenta a elecciones. Se presentan PSPV y Compromís para conseguir votos. ¿Qué trasladarán que les diferencie?

En la financiación y el reconocimiento de la deuda histórica, la exigencia de Compromís es fundamental gobierne quien gobierne aquí y en Madrid. En medidas de transformación social, creo que siempre hemos ido un paso más allá de lo que habría ido el PSPV si no hubiéramos estado nosotros. Sólo hay que ver las consellerias sociales quién las encabeza. En Educación y Política Social se han aplicado medidas a la vanguardia del Estado español.

¿Cómo se combina esta línea con la de no tensionar demasiado porque podrían tener que pactar de nuevo?

Estas cuestiones no tensionan. El PSPV tiene muchas posibilidades de pacto de Gobierno. Pero el más transformador, comprometido socialmente y con un modelo de economía más sostenible es el que puede tener con Compromís. Nosotros no queremos tensionar con el PSPV, queremos traer al PSPV hacia este tipo de políticas. Estoy convencido de que el Botánico se reeditará. Las diferencias en elecciones serán programáticas y ya estaban ahí en anteriores citas.

ROBER SOLSONA
ROBER SOLSONA

El portavoz socialista, Manolo Mata, dijo en una entrevista con ABC que consideraba un error que usted haya subido el tono en materia de financiación en las Cortes.

También dijo que era porque estaba en primarias. En la financiación siempre hemos sido igual de reivindicativos. Nosotros formamos parte del Gobierno del Botánico y creo que está haciendo todo lo que puede en este tema. Cuando le pregunto a Ximo Puig no lo hago en condición de dirigente del PSPV sino de presidente de la Generalitat. Ante los cambios de Pedro Sánchez diciendo primero que el modelo se iba a reformar y luego que no daba tiempo esta legislatura, es mi deber preguntar qué pasa. No porque crea que sea culpa del Consell sino porque el Gobierno central no hace todo lo que puede. Y, por supuesto, no es una cuestión de primarias.

Dice que no critica a Puig pero sí criticaron al PP valenciano por este motivo. ¿Qué diferencia hay entre el PPCV y el PSPV cuando el resultado en materia de financiación es exactamente el mismo (es decir, que no hay nuevo modelo todavía)?

El nivel de exigencia e implicación no ha sido la misma entre los diferentes gobiernos. Este Consell se ha mostrado reivindicativo cuando mandaba Rajoy y cuando mandaba Sánchez, y beligerante en materia de inversiones. Cuando gobernaba Rajoy, el PP aquí no firmó una declaración institucional en la que se pedían las inversiones acordes al peso poblacional.

El resultado es el mismo.

En la reforma de la financiación sí y por eso estamos decepcionados. Pero al menos los presupuestos, aunque no ha sido posible aprobarlos, ya contemplaban un 10% de inversiones en la Comunidad Valenciana. Ahora bien, continuamos sin resolver los otros problemas.

¿Qué cree que más les puede penalizar de cara a las elecciones?

Que el debate sea exclusivamente en clave estatal. Los partidos que no tienen ningún interés en mejorar la vida de los valencianos van a centrar su discurso únicamente en Cataluña. Eso es negativo porque merecemos que hablen de nosotros. Del PP y de Ciudadanos lo único que tenemos de esta legislatura es el «no» a todas las políticas del Consell, pero no sabemos sus «síes».

Unas elecciones que hablen de los problemas de los valencianos no serían coincidentes con las generales.

Pues desde mi punto de vista desde luego no.

¿Y si ocurriera?

Pues tendríamos que ponernos las pilas.

«Hemos intentado gobernar para la mayoría, pero nunca puedes gustar a todo el mundo»
Fran Ferri

¿Y la gestión no les puede penalizar con todas las polémicas en materia educativa y teniendo a sectores descontentos?

No sé identificar ni cuantificar ese sector de descontentos, pero pasa en todos los ámbitos. Nunca puedes gustar a todo el mundo. No creo que haya una política concreta que nos pueda perjudicar porque todas son explicables. Lo que hemos intentado es gobernar para la mayoría.

¿Cómo valora los varapalos judiciales en Educación, Sanidad o en leyes aprobadas en las Cortes?

Casi todos son denuncias del PP o de instituciones afines al PP. Eso que no han podido ganar en el parlamento o a través de la política lo intentan ganar en los tribunales. Muchas de las sentencias están en proceso de casación y veremos lo que dice el Supremo, que ha dado ya algún tirón de orejas a la Sala Cuarta del TSJCV por sacar resoluciones de un decreto educativo que ya no existe. Sobre todo me preocupa que el PP celebre sentencias como la que impide bajar las ratios en las aulas en lugar de luchar por la calidad educativa. Quieren que determinados centros concertados y privados saquen beneficio a costa de la falta de calidad educativa.

¿Comprende que el PSPV no sea muy fan de la Entesa al Senado con Compromís y Podemos?

No entiendo que en las últimas elecciones generales fuera un «casus belli» entre Puig y Sánchez. Ahora el PSPV está que sí que no. Espero que se planten y hagan posible que la mayoría que hay ahora mismo en las instituciones sea visible también en el Senado.

ROBER SOLSONA
ROBER SOLSONA

Compañeros suyos consideran absurda la comisión de investigación sobre presunta financiación irregular del Bloc y el PSPV, y además insisten en que el caso es un montaje. ¿Usted lo cree también?

Aquí hay dos cuestiones. De un lado la judicial, en la que el Bloc no tiene ninguna instrucción en marcha sobre su pasado; y de otro la política. Ahí existe una gran diferencia sobre lo que ocurría antes. Hay una denuncia que presenta el señor Císcar un día concreto en una comisaría concreta y de repente parece que sea el caso del año y se tenga que montar una comisión inmediatamente. En un ejercicio de responsabilidad decimos que sí porque no tenemos nada que esconder. Esa comisión comienza rápidamente, cuando yo había pedido una sobre el caso Taula en la que he tenido que esperar dos años para que se pusiera en marcha. Pero es que además, del Bloc han pedido que comparezcan tres personas y lo han hecho. Desde nuestro punto de vista, aunque consideramos que no tenemos ningún auto o sentencia que nos implique, hemos aportado todo lo que debíamos.

Sí hay un auto en el que se explica la existencia de indicios sobre una financiación irregular del Bloc. ¿De verdad se han dado las explicaciones necesarias?

Creo que sí. Las personas llamadas a las comisiones han acudido y no se ha podido demostrar nada. Que haya un auto que diga que hay indicios pero no continúe la investigación…

… porque estaría prescrito el delito…

… es una situación de indefensión también.

Con toda la cuestión catalana hay cargos de Compromís que se han significado en defensa de los políticos presos o en contra de la actuación policial. ¿Lo ve correcto?

Yo he salido muchas veces, al igual que muchos cargos de Compromís, a defender que me parecía excesivo que se mantuviera esa prisión provisional durante tanto tiempo. También lo ha hecho gran parte de la judicatura. Si consideramos que esto es un problema político, la mejor manera de impedir el diálogo es teniendo esta actitud hacia las personas que están siendo juzgadas. Y por otro lado, la violencia por parte de los cuerpos de seguridad el 1 de octubre fue totalmente innecesaria.

¿Y como cargo público cree que tiene que salir a la calle a manifestarse en contra de eso?

Estamos en política para defender el diálogo, la paz y las instituciones democráticas. Utilizar la violencia no es bueno y todos los partidos deberían haberla condenado.

«No creo que Compromís tenga catalanismo entre sus filas»
Fran Ferri

¿Por qué un partido que tiene a personas simpatizantes del catalanismo debería ocultarlo?

¿Qué es ser simpatizante del catalanismo? A mí me han llamado catalanista por muchas cosas.

Por lo que se dice aquí, un ejemplo sería compartir el concepto de los Países Catalanes o un proyecto común con Cataluña.

Yo creo que Compromís no tiene eso entre sus filas.

¿No?

No creo que forme parte de nuestros estatutos.

Le hablo de personas.

Aquí estamos hablando de una coalición. Podemos tener militantes que estén a favor de que todos nos convirtamos en veganos y no por eso el partido es vegano.

¿Y no piensa que se trata de ocultar una realidad por electoralismo?

A ninguno se le dice que oculte su manera de pensar. Cada uno hace lo que quiere. Evidentemente, el partido tiene un programa y está basado en nuestro territorio.

ROBER SOLSONA
ROBER SOLSONA

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!