Lucas busca un sueldo de campeón mundial

Sucede con Lucas Hern√°ndez como con aquellos rastreadores que viajaban al Oeste, a la lejana California, atra√≠dos por el oro. Un metal escaso, deslumbrante y de mucho valor. El defensa del Atl√©tico echa un vistazo al panorama del f√ļtbol y no descubre a ning√ļn otro jugador con sus propiedades: joven (22 a√Īos), indiscutible en un equipo de primera l√≠nea y, sobre todo, la virtud que lo distingue, campe√≥n del mundo. Oro. El Bayern M√ļnich, en plena renovaci√≥n de la plantilla (tambi√©n quiere a Pablo Fornals ‚ÄďVillarreal‚Äď y De Ligt ‚ÄďAjax‚Äď), se ha lanzado de cabeza a la contrataci√≥n de Lucas en el mercado de invierno y ha puesto al Atl√©tico contra las cuerdas: se arriesga a perder a uno de sus futbolistas m√°s valiosos, incontestable para Simeone, sin apenas margen de tiempo para sustituirlo. El central, criado en el Atl√©tico desde que ten√≠a 11 a√Īos, se deja querer. Pretende un sueldo acorde a su nueva condici√≥n de campe√≥n del mundo. En M√ļnich o en Madrid.

¬ęNunca nada ser√° como antes. Ahora debo agregar la menci√≥n de campe√≥n del mundo¬Ľ, explic√≥ el jugador en una entrevista el s√°bado en Le Figaro. ¬ęTu vida cambia. Te sientes m√°s observado… Tiene sentido que ya no seas t√ļ mismo al cien por cien¬Ľ. Lucas ha contratado a la agencia Vip Consulting, una empresa especializada en comunicaci√≥n para gestionar las peticiones, entrevistas, anuncios y dem√°s. ¬ęNo quiero que el sistema me devore¬Ľ, argumenta.

El caso Lucas es el primer efecto de la inflaci√≥n generada en la plantilla por la renovaci√≥n millonaria de Griezmann (salario que ronda los 20-23 millones). El desfile de jugadores y agentes por el despacho de Miguel √Āngel Gil Mar√≠n, el consejero delegado del club, es incesante en reclamaci√≥n de aumentos de sueldo. God√≠n (que no ha renovado), Sa√ļl, Lucas, Filipe, Diego Costa y Oblak piden m√°s dinero, pero el Atl√©tico ajusta su l√≠mite salarial (293 millones de euros, la cifra que la Liga permite a los clubes en funci√≥n de su presupuesto).

El Atl√©tico maneja un presupuesto de 407 millones, seg√ļn expuso ayer Gil Mar√≠n en la web oficial del club. Y de esa cantidad, el 78 por ciento se destina al salario de los futbolistas (317 millones). ¬ęEl club est√° haciendo esfuerzos muy por encima de sus posibilidades reales para retener el talento e incorporar nuevos jugadores¬Ľ, confiesa el consejero delegado.

Como el oro

Conocedor de esta tesitura, Lucas Hern√°ndez ha planteado sucesivas peticiones de aumento de ficha a los dirigentes en vista de que su cotizaci√≥n futbol√≠stica es la del oro. Seg√ļn fuentes cercanas al jugador, √©ste recibi√≥ en verano, al poco de proclamarse campe√≥n del mundo con Francia, dos ofertas del Real Madrid y del Barcelona que superaban su cach√© econ√≥mico en el Atl√©tico. Seg√ļn la versi√≥n del jugador, no se march√≥ a ninguno de estos equipos, rivales directos de su club, por no perjudicar al Atl√©tico, pese a que la insistencia de Julen Lopetegui fue muy notable. Pero entiende que nada le impide emigrar al extranjero, a Alemania, en busca de un contrato gal√°ctico para un defensa: m√°s de ocho millones anuales durante cuatro temporadas

¬ęTodos los jugadores son importantes, ninguno imprescindible. Los √ļnicos imprescindibles son el grupo y el club ‚Äďrazon√≥ Gil Mar√≠n en la entrevista a la web de la entidad‚Äď. Para lograr esa eficiencia que nos permite competir con clubes que doblan nuestro presupuesto necesitamos un compromiso total, es imposible conseguirlo con menos¬Ľ.

El Madrid o el Bar√ßa doblan el presupuesto del Atl√©tico, y el Bayern M√ļnich alcanza los 600 millones hasta situarse entre los seis equipos de Europa con mayor empuje econ√≥mico.

Seg√ļn el entorno de Lucas, la operaci√≥n se ha paralizado y no se reactivar√° hasta que regrese la Liga, el fin de semana de Reyes. Pero el desenlace es imprevisible en estos momentos, ya que ni el Bayern, el Atl√©tico o el jugador han movido ficha para desbrozar el caso. ¬ęEn la vida no sabes cu√°l ser√° tu futuro, a√ļn m√°s en el f√ļtbol, donde todo va muy r√°pido ‚Äďdice Lucas‚Äď. Estoy bien en Madrid, pero si tengo que irme ma√Īana porque me interesa un proyecto, lo pensar√©¬Ľ.

Lee m√°s: abc.es


Comparte con sus amigos!