Los presos por corrupción, atentos al desenlace electoral

El exvicepresidente Amado Boudou Fuente: Archivo

Algunos creen que su situación podría revertirse si gana el kirchnerismo

Los exfuncionarios y empresarios que est√°n detenidos por causas de corrupci√≥n siguen con atenci√≥n la campa√Īa. Se trata nada menos que del exvicepresidente Amado Boudou, el exministro de Planificaci√≥n Julio De Vido, el exsecretario de Obras P√ļblicas Jos√© L√≥pez, el exsecretario de Coordinaci√≥n del Ministerio de Planificaci√≥n Roberto Baratta, el dirigente del partido Miles Luis D’El√≠a, y los exsecretarios de Transporte Ricardo Jaime y Juan Pablo Schiavi. Los empresarios Crist√≥bal L√≥pez y Fabi√°n de Sousa -due√Īos del Grupo Indalo- y L√°zaro B√°ez -de Austral Construcciones- tambi√©n est√°n detenidos con prisi√≥n preventiva por causas referidas a hechos ocurridos durante el gobierno anterior.

Algunos están procesados y otros ya enfrentaron el juicio oral y fueron condenados. Ninguno de ellos tiene una sentencia firme, y todos prestan atención a los posibles efectos que tendría sobre su situación un eventual triunfo del Frente de Todos o la reelección de Mauricio Macri.

Durante el gobierno de Cambiemos, la actividad de los tribunales federales se intensificó -en sintonía con el discurso oficial en contra de la corrupción- y decenas de causas de corrupción que habían tenido un curso lento cobraron velocidad. En muchos expedientes se acumuló prueba y se llegó al juicio oral. Otros siguen en instrucción.

De Vido, el hombre que durante la d√©cada kirchnerista fue “intocable”, fue desaforado por el voto de la mayor√≠a de la C√°mara de Diputados y desde octubre de 2017 se encuentra detenido. El a√Īo pasado, la causa de los cuadernos de las coimas revolucion√≥ los tribunales; hubo decenas de detenciones y procesamientos. Desde el kirchnerismo, el ritmo de los tribunales y las prisiones preventivas que se dictaron fueron interpretados como una “persecuci√≥n pol√≠tica”.

En un fallo de alto impacto, el presidente de la C√°mara Federal, Mart√≠n Irurzun, ratific√≥ a finales de 2017 la preventiva de De Vido, con el fundamento de que por su poder residual pod√≠a entorpecer la investigaci√≥n judicial en su contra. Con ese argumento, conocido como “la doctrina Irurzun”, se confirmaron las prisiones preventivas de muchos exfuncionarios y empresarios detenidos.

El exministro de Planificación Julio De Vido Fuente: Archivo РCrédito: Emiliano Lasalvia

Mauricio Macri, Miguel √Āngel Pichetto, Alberto Fern√°ndez y Cristina Kirchner representan los dos espacios m√°s competitivos y, excepto el Presidente, ellos se mostraron en contra de las detenciones que se multiplicaron a partir de la doctrina Irurzun.

Fern√°ndez dijo que para detener a Crist√≥bal L√≥pez se aplic√≥ una “doctrina vergonzosa”. El precandidato a vicepresidente de Juntos por el Cambio, Miguel √Āngel Pichetto, tambi√©n dijo que est√° en contra de la medida y, en una entrevista al sitio Cenital, dijo que “ha habido una exorbitancia en la toma de decisiones”. El Presidente es el √ļnico de los cuatro integrantes de las f√≥rmulas que no se pronunci√≥ en contra.

Las expectativas

“L√≥pez y De Sousa creen que su prisi√≥n preventiva podr√≠a ser revocada si ganara Alberto Fern√°ndez las elecciones”, dijo a LA NACION una fuente de su entorno.

Para Graciana Pe√Īafort, la abogada de Amado Boudou y Roberto Baratta, el Gobierno presion√≥ a los jueces para que los exfuncionarios kirchneristas vayan presos. Consultada por este medio sobre c√≥mo impactar√≠a un eventual triunfo del peronismo en la situaci√≥n de sus defendidos, dijo: “Alberto dej√≥ bastante claro que no va a impulsar nuevas prisiones preventivas. No s√© qu√© efecto tendr√≠a esto sobre las preventivas ya dictadas”.

“El fin de la presi√≥n del gobierno para que los ex funcionarios vayan presos puede hacer que muten los criterios de tribunales, y que, sin estar presionados, los jueces decidan con m√°s libertad y conforme a derecho”, dijo Pe√Īafort. Y agreg√≥: “Nuestra estrategia como abogados es seguir insistiendo en el fin de las preventivas porque son arbitrarias, y que nos abran los recursos”.

En el caso de la mayoría de estos exfuncionarios de peso, la Cámara Federal les negó la excarcelación, y la Casación no abrió ni rechazó los recursos que presentaron. Hace dos semanas la Sala I de Casación rechazó uno de Cristóbal López para ser excarcelado. La tendencia, por ahora, se mantiene firme.

Julio De Vido, por su parte, aspira a ganar una banca en el Congreso y encabeza la lista de diputados de Santiago C√ļneo, el periodista que lidera el partido Dignidad Popular y quiere gobernar la provincia de Buenos Aires.

De Vido hace campa√Īa desde la c√°rcel. Se postul√≥ para recuperar los fueros que, por mayor√≠a, le quitaron con el aval del ahora candidato del kirchnerismo, Sergio Massa. Desde su cuenta de Twitter, De Vido pide a los votantes de la provincia que voten a Fern√°ndez y que corten boleta. “Cortala con Massa”, indica. Si la pena que recibi√≥ por la tragedia de Once -el siniestro ferroviario que dej√≥ 51 muertos- queda firme, no podr√° ejercer ning√ļn cargo p√ļblico.

La defensa de De Vido, representada por Maximiliano Rusconi, insiste en pedir mejoras en sus condiciones de detención y en que pueda declarar mediante videoconferencia en los juicios.

El exvicepresidente Amado Boudou est√° detenido desde noviembre de 2017 con prisi√≥n preventiva por la causa Ciccone. Boudou recibi√≥ cinco a√Īos y diez meses de prisi√≥n por quedarse con el 70% de las acciones de la imprenta Ciccone, pero esa sentencia no est√° firme. Sus abogados, Pe√Īafort y Alejandro R√ļa, buscan que la Corte Suprema revise esa sentencia.

ADEM√ĀS

Lee m√°s: lanacion.com.ar


Comparte con sus amigos!