Los cambios fiscales del PNV que benefician al Athletic abren una brecha con el PSE

El enfrentamiento interno producido en el Gobierno foral de Vizcaya, que tiene su origen en la propuesta del PNV para rebajar la carga fiscal de las rentas irregulares, amenaza con romper la estabilidad de la alianza entre los nacionalistas y sus socios del PSE. Comienza a hablarse de crisis, que además se originaría en el peor de los momentos, dada la cercanía de las urnas. Ayer, el diputado general, Unai Rementeria, agrandó la brecha con los socialistas al mantener el decreto aprobado el pasado agosto.

Se trata de una iniciativa destinada a reducir la fiscalidad de las llamadas rentas irregulares, que son aquellas que se cobran en un ejercicio pero que se han gestado en periodos más largos. Hasta ahora, la mitad de ese dinero tributaba según las tablas del IRPF -normalmente al 49% al ser ingresos muy altos- y la otra mitad estaba exenta pero con el límite máximo de 300.000 euros -lo cobrado a partir de esa cifra tributaba todo al 49%-. Con el decreto del PNV ese tope se ha suprimido, por lo que la mitad de cualquier cantidad, por grande que sea, está exenta de tributar.

Esta medida, destinada a atraer emprendedores y gestores de fondos, beneficiaría a una minoría de la población vizcaína, entre la que pueden encontrarse los jugadores del Athletic Club.

«Falta de honestidad»

Pero el PNV está falto de apoyos. Ni siquiera los socialistas vascos, sus socios en las distintas instituciones del territorio, se posicionaron abiertamente en contra de una medida que «de la misma forma que se aprobó se puede derogar», aseveró recientemente el parlamentario José Antonoi Pastor. Ayer, sin ir más lejos, la secretaria general del PSE, Idoia Mendia, denunció la «falta de honestidad» de Rementeria por «incumplir» los acuerdos fiscales pactados entre ambos partidos.

«No nos han consultado hacer esa reforma -dijo en Radio Euskadi-. Ha habido falta de honestidad por parte del responsable de Hacienda y del diputado general, por llevar esos cambios en agosto, en medio de un texto muy críptico».

Pese a todo, las ejecutivas de PNV y PSE se han emplazado a reunirse «en breve» para abordar la polémica, según informó ayer la portavoz foral, Elena Unzueta, que apuntó que los beneficios para los jugadores del Athletic son solo «una posible consecuencia» de una norma destinada a «generar actividad económica y empleo en Vizcaya».

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!