LeBron James: «Esquivé una bala»

LeBron James, alero estrella de Los Ángeles Lakers, no sufre daño estructural en la ingle izquierda tras dar negativa la resonancia magnética a la que fue sometido, pero no viajará a Sacramento para enfrentarse a los Kings. Los doctores determinaron que lo mejor es que el jugador descanse y sea observado diariamente para ver cómo evoluciona la lesión.

[Así ha transformado LeBron James a los Lakers]

La sensación inicial en el vestuario de los Lakers fue positiva y optimista después de que James sufriera la lesión durante el tercer cuarto del partido ante los actuales campeones de liga. Los resultados han demostrado que el músculo está intacto, sin ningún tipo de daño.

«He podido salir del campo por mis propios medios y estoy seguro que no va a ser nada grave», comentó entonces. «Traté de recuperarme, pero no mejoró la molestia y por eso me retiré». La baja de James para el partido ante los Kings le corta una racha de 116 consecutivos que ha disputado en la temporada regular y de 156 combinados con los de los playoffs.

A través de sus redes sociales, James ha manifestado su alegría al conocer que la lesión no entraña gravedad. «Esquivé una bala. “¡Gracias al todopoderoso de arriba!. Volveré en nada», ha proclamado en Twitter.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!