La impactante imagen de un manifestante hongkon√©s que recuerda al ¬ęhombre del tanque¬Ľ de Tiananmen

El parecido entre las protestas de Hong Kong y las de la plaza de Tiananmen de 1989 no hace más que agudizarse a cada día que pasa. Si el reciente envío de tropas chinas a la vecina ciudad de Shenzen ha hecho despertar los peores temores de analistas y expertos, ahora ha sido la impactante imagen de un manifestante que pide clemencia ante un policía lo que ha vuelto a evidenciar las similitudes entre ambos acontecimientos.

La fotograf√≠a, que fue captada durante la √ļltima jornada de protestas, este s√°bado, muestra a un hombre identificado como Anthony, de 42 a√Īos, extendiendo los brazos en se√Īal de piedad frente a un oficial que le apunta directamente con su pistola reglamentaria. De acuerdo a los testigos que presenciaron la escena, el hombre suplic√≥: ¬ę¬°No abran fuego!¬Ľ justo despu√©s de que los agentes dispararan al aire para dispersar a otros manifestantes. En ese momento, uno de los oficiales golpe√≥ a Anthony en el est√≥mago.

¬ęTodo mi cuerpo estaba temblando. No era miedo lo que sent√≠a, sino el deber de hacer lo correcto¬Ľ, relat√≥ Anthony al portal hongkon√©s Initium Media. Los hechos se produjeron, seg√ļn la versi√≥n que ofreci√≥, cuando trat√≥ de convencer a un grupo de manifestantes para que dejaran de atacar con palos y otros objetos a la Polic√≠a. En ese preciso momento varios uniformados lanzaron una serie de disparos al aire, lo que instintivamente hizo retroceder a los atacantes. En un acto reflejo, Anthony se plant√≥ con los brazos en cruz frente a los agentes y exclam√≥: ¬ę¬°Esto no est√° bien!¬Ľ, en una estampa que record√≥ a la del famoso ¬ęhombre del tanque¬Ľ de Tiananmen, cuya identidad no lleg√≥ nunca a ser descubierta ‚Äďal igual que su paradero‚Äď.

La versi√≥n del manifestante contrasta con la de los medios oficialistas chinos, que aseguran que fue Anthony quien persigui√≥ a los polic√≠as para encararse con ellos. ¬ęSolo soy un hombre de mediana edad que intent√≥ detener una tragedia. Nada m√°s. Pero si Dios quiere llevarme, estoy seguro de que estar√° contento con lo que hice¬Ľ, concluy√≥.

Lee m√°s: abc.es


Comparte con sus amigos!