La hija «no querida» de Chiquetete vive su dolor en la sombra

Conocida por ser la hija de Raquel Bollo y Chiquetete, Alma Cortés Bollo ha decidido mantener el luto por su padre en la intimidad junto a sus seres queridos y su círculo más íntimo. Al contrario que su hermano Manuel, quien la semana pasada concedió una breve entrevista con «Sálvame» para contestar a las preguntas de los colaboradores. «Conmigo no fue un buen padre», aseguró entre lágrimas. «Que se te vaya un padre es lo peor del mundo y muy duro pero con la situación que yo tenía se hace todavía más duro», confesó ante la emoción de la audiencia.

Discreta y tremendamente celosa de su intimidad, Alma no ha querido aparecer públicamente ni dar ningún tipo de declaraciones tras la fatídica muerte de su padre. «Ella vive su pena y su dolor de manera diferente», explicó su madre al ser preguntada por ella en el programa en el que colabora.

Una joven tímida que acaba de cumplir 19 años y estudia derecho. A pesar de ser una influencer -poco conocida- la joven, a diferencia de otras hijas de famosas- prefiere no hacer mucho ruido ni buscar el protagonismo. Con un parecido espectacular con su madre, Raquel y ella se sienten muy unidas. Así lo demostró la televisiva el día en el que su pequeña cumplía años: «En la vida me ocurrieron cosas tanto buenas como malas, de entre todas ellas una de las mejores fue tenerte, pues, cuando llegaste al mundo, ya te quería y me había hecho ilusiones de que fueras una hija de la que me sintiera orgullosa. Definitivamente, todo salió como planeaba», escribió en su perfil de Instagram junto a una imagen de las dos.

Malos tratos

Antonio Cortés Pantoja y Raquel Bollo contrajeron matrimonio en Sevilla en 1995, cuando él le doblaba la edad. Ella tenía 20 años y él 47. Fruto de esa relación nacieron dos hijos: Manuel (1995) y Alma (1999). En 2003 llegaron la ruptura y los problemas.

Bollo denunció a su exmarido por malos tratos en varias ocasiones. La televisiva se paseó por los platós contando su versión, sin embargo el cantante insistía en que la denuncia se debía a los «celos» de ella. Su abogado también alegó que el cantante habría bebido más de la cuenta. Tras esas acusaciones, el cantante pasó al contraataque y denunció a Bollo por injurias e incluso le pidió cárcel e indemnización de 700.000 euros. Pese a que Bollo ganó los juicios, Chiquetete, cuya situación económica no era boyante, fue condenado por impago de pensión. Un rosario de ataques y contraataques que ambos pasearon por las televisiones con exclusivas de por medio.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!