La detenci√≥n de su hijo, el √ļltimo disgusto de Ferdinand Pi√ęch

Dos d√≠as antes de que muriese su padre, el magnate de la industria automovil√≠stica alemana, Ferdinand Pi√ęch hijo fue detenido por la Polic√≠a. Este incidente, que acaba de descubrir el resto de la familia, le es reprochado ahora como la gota que colm√≥ el coraz√≥n de su padre, que a los 82 a√Īos de edad fallec√≠a el domingo debido a un fallo cardiaco mientras disfrutaba de la comida con su mujer en un restaurante de Rosenheim. Le acababan de contar lo sucedido cuando sufri√≥ el ataque al coraz√≥n fulminante y, aunque fue trasladado al hospital, no se pudo ya hacer nada. Fue el ep√≠logo tr√°gico de una aventura temeraria que qued√≥ registrada el viernes en un atestado policial.

La voz de alarma la dieron varios conductores que llamaron a la policía de Constanza a las 16:25 del viernes para denunciar una carrera ilegal con coches deportivos que estaba poniendo en peligro la vida del resto de los usuarios de la A-81. Lo que relataban los testigos fue que, durante unos minutos, habían ralentizado el tráfico circulando en paralelo en los dos carriles a 70 kilómetros por hora para después acelerar de repente y emprender una carrera en la que iban sorteando con temeridad el resto de vehículos que encontraban a su paso y que les llevaba en ocasiones incluso a invadir el carril de circulación en sentido contrario, a una velocidad que podría haber alcanzado los 200 kilómetros por hora pero que nadie podía precisar.

Ferrary y Porsche

Varios coches patrulla lograron visualizar los veh√≠culos, en una espectacular persecuci√≥n, antes de poder darles el alto. Al volante de sendos b√≥lidos se sentaban el hijo mayor de Ferdinand Pi√ęch, Ferdinand Pi√ęch junior, de 53 a√Īos de edad, y su hijo Arthur, de 23 a√Īos. Les fueron confiscados en el acto tanto los autom√≥viles de lujo, un Porsche 918 Spyder E-Hybrid (887 hp) y un Ferrari 488 Pista (720 hp), cuyo valor conjunto estimado supera el mill√≥n de euros, como sus permisos de conducir y sus tel√©fonos m√≥viles, no sin antes recibir los agentes de polic√≠a ¬ęun trato arrogante¬Ľ. Arthur pregunt√≥ incluso a los polic√≠as: ¬ę¬ŅSabes con qui√©n est√°s tratando?¬Ľ. Puestos en libertad despu√©s de que les fuese tomada declaraci√≥n, el asunto est√° ahora en manos de la Fiscal√≠a.

Las fotograf√≠as del momento de la detenci√≥n, publicadas ayer por el diario alem√°n ¬ęBild Zeitung¬Ľ, dejan constancia del √ļltimo disgusto que su prole proporcion√≥ al patriarca de Volkswagen. Desde hace d√©cadas, la relaci√≥n de Pi√ęch con buena parte de sus hijos era fr√≠a y distante, debido a que despu√©s del divorcio de la primera de sus esposas se situaron de parte de ella. Incluso el brillante Toni Pi√ęch, ingeniero y fundador de Pi√ęch Automotive, fabricante de coches el√©ctricos con sede en Z√ļrich, que present√≥ el pasado marzo en el Sal√≥n del Autom√≥vil de Ginebra el concepto Mark Zero, se ha negado siempre a trabajar en las empresas de su padre. ¬ęNada de eso, siempre he ido por mi cuenta y as√≠ va a seguir siendo¬Ľ, ha declarado tras la √ļltima y velada oferta tras el fallecimiento del patriarca.

los coches confiscados aL hijo y al nieto de P√Įech
los coches confiscados aL hijo y al nieto de P√Įech – ABC

Sin opci√≥n ya al rapapolvo del patriarca, ser√° la Justicia alemana quien sentencie el destino de Ferdinand P√Įech Jr. y su hijo Arthur.

Lee m√°s: abc.es


Comparte con sus amigos!