Final Copa Libertadores: Así fue el fatídico día de la final River

El partido de vuelta de la final de la Copa Libertadores entre River Plate y Boca Juniors estuvo marcada por los incidentes que sufrió el autobús de Boca en su llegada al estadio Monumental. El vehículo en el que eran trasladados los jugadores fue apedreado por seguidores radicales de River.

Tras lo sucedido, la Conmebol, la entidad organizadora de la final, decidió aplazar el partido hasta las 23.15 hora española. Finalmente, debido al estado de algunos futbolistas de Boca, la organización suspendió el encuentro al día siguiente a las 21.00 hora española.

La decisión desató la ira de algunos aficionados, que provocaron numerosos disturbios en los alrededores del campo del River Plate en los que la Policía argentina tuvo que emplearse a fondo.

Después de la decisión de aplazar el encuentro al día siguiente, varios jugadores de Boca criticaron duramente a la Conmebol por su gestión de la final de la Copa Libertadores, como Carlos Tévez.

Con la llegada de la noche y con la situación más calmada, algunos aficionados criticaron la actitud de los radicales, como la reflexión de este hombre que está dando la vuelta al mundo.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!