«Es intoxicar de mala fe»

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha lamentado este jueves el eco mediático que ha alcanzado el acuerdo aprobado ayer en el Parlamento autonómico, que otorga libertad a las estudiantes para llevar falda o pantalón en el uniforme escolar. El pacto, suscrito por todas las fuerzas políticas de la Comunidad, ha suscitado severas críticas en las últimas horas, entre las que ha despuntado el cruce en las redes entre el PP gallego y Santiago Abascal, líder de Vox.

Tras la reunión semanal de su equipo, Feijóo ha salido en defensa de la iniciativa por dar «libertad» a los padres y a las alumnas y ha denunciado «que algunos líderes políticos en España solo conocen Galicia cuando vienen a tomarse una mariscada», en referencia indirecta a Abascal. Al líder de Vox, y a todos cuantos han atacado la decisión, Feijóo les ha recordado que incentivar la polémica «es simplemente desconocer lo votado o intoxicar de mala fe lo que se ha votado».

Por lo demás, el presidente autonómico ha asegurado que, lejos de imponer ningún vestuario, se trata «nada más» de otorgar la capacidad de elegir la prenda, un hecho por otro lado habitual «en la mayoría de centros concertados gallegos», como ha apostillado Feijóo.

«Si a alguien le molesta está interesado en tergiversar la verdad o tiene algún planteamiento absurdo que el Parlamento (gallego) no comparte en su totalidad. Es como discutir si las mujeres de la Policía Nacional tienen que ir con falda y no se pueden poner pantalón. Sería sorprendente y un retroceso que un partido democrático debería evitar», ha razonado.

El Gobierno gallego, por lo pronto, instará a los colegios a aplicar el acuerdo, pero todavía no ha tomado una decisión sobre la aplicación de una nueva «regulación» para armonizar el vestuario en los centros.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!