Enfrentamiento entre Marcos de Quinto y diputados de Vox por los asientos del hemiciclo

Madrid Guardar

Dicen que a quien madruga Dios le ayuda, pero esta vez no ha sido cuestión de amanecer temprano, sino de ser rápido. El gusto de Vox por escoger su asiento en cada sesión constitutiva empieza a ser reiterativo, a pesar de que esta es solo su segunda legislatura en el Congreso. Los diputados de Ciudadanos (Cs) Edmundo Bal y María del Carmen Martínez han sido los primeros en llegar hoy a la Cámara Baja, a las siete y media de la mañana, pero de poco les ha servido.

Su intención era colocarse en el centroderecha del hemiciclo y guardar sitio para sus compañeros de filas, pero las puertas del Palacio de las Cortes estaban aún cerradas. En la espera, han aparecido los diputados del PNV, después el también liberal Marcos de Quinto, y por último varios de los 52 parlamentarios de Vox.

Una vez los ujieres han permitido la entrada de los diputados, aquello por momentos ha parecido un colegio. Los miembros del PNV se han ubicado en el centroderecha, donde estaba en la legislatura fallida, y Vox han empezado a sentarse justo detrás.

Según fuentes de Cs consultadas por ABC, los diputados de Cs, al ver que su preferencia estaba ocupada, se han sentado en los primeros puestos del centroizquierda, pero Vox quería llenar el arco del centro y han pedido a los liberales que se marchasen con un «fuera de aquí».

Los diputados de Cs han hecho caso omiso, según la versión de este partido, y miembros de Vox se han encarado con De Quinto, llegando uno de ellos incluso a empujar al parlamentario por Madrid.

No es la primera vez que en Vox hacen algo así. En la Diputación Permanente previa a las elecciones del 10-N ya ocuparon los asientos que correspondían a Cs, y este partido terminó desplazándose a otros para que diese comienzo la sesión.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!