El PP defiende al Rey por su «sentido de Estado» y la izquierda lo ataca

Como suele ser habitual, las formaciones políticas en Galicia hicieron este día 25 su propia lectura del discurso de Navidad en Rey. Para el Partido Popular, el monarca demostró «un sentido de Estado que se echa en falta en los últimos tiempos en la política nacional», mientras que para la izquierda, concretamente En Marea y el BNG, Felipe VI pasó por alto tanto las «inquietudes» sociales de los gallegos como la «plurinacionalidad» de España.

El secretario general de los populares gallegos, Miguel Tellado, destacó que precisamente el país «necesita muchas más personas» como el Rey y «muchas menos como Quim Torra y las personas que lo apoyan». El dirigente popular celebró tanto la llamada de la Corona a proteger la convivencia entre españoles —y la vigencia de la Constitución, en su cuarenta aniversario— como las menciones a los problemas de precariedad que padece la gente joven. Sobre este último punto, el PPdeG recordó que las políticas enfocadas a la prosperidad de las nuevas generaciones son «una de las líneas prioritarias» de la formación y del Gobierno de Feijóo.

Por otro lado, Tellado reseñó, ante la inestabilidad del Ejecutivo de Pedro Sánchez, que España «no tiene un gobierno a la altura de las circunstancias y que, en contraposición, los ciudadanos «sí tengan en la Casa Real un referente institucional que dota de estabilidad a nuestro país y garantiza serenidad en los temas que interesan y preocupan a la sociedad».

Críticas al Rey

En el lado opuesto, el líder de En Marea, Luís Villares, vio un discurso «alejado de la realidad», «insensible con los problemas de la gente y «ajeno a las inquietudes de la sociedad gallega». El magistrado en excedencia tampoco quiso pasar por alto que el jefe del Estado obviara «un hecho importante de la situación política», como fue la moción de censura que apeó de la presidencia del Gobierno a Mariano Rajoy, tras el «hartazgo» generado tras el caso Gürtel. «El Rey olvidó en su discurso cualquier alusión a una corrupción que convirtió al PP en un partido condenado por corrupción», denunció.

En las filas nacionalistas, la líder del BNG, Ana Pontón, centró su crítica en la defensa de Felipe VI de la Constitución como «marco de convivencia» cuando, a su juicio,«es justo lo contrario». La portavoz nacional del frente lamentó que, «como viene siendo habitual», el titular de la Corona negara «la existencia de las naciones sin Estado y que, en cambio hiciera una defensa «a ultranza» de la Carta Magna en una «visión idílica» de la Transición que instauró la democracia en España.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!