El juez Marchena renuncia a presidir el Poder Judicial

El juez Manuel Marchena ha renunciado a presidir el Consejo General del Poder Judicial y el Tribunal Supremo a través de un comunicado en el que reivindica su independencia con respecto de la política.

Marchena asegura que no concibe la función jurisdiccional como «un instrumento al servicio de una u otra opción política», por lo que toma la decisión de continuar en su puesto como presidente de la Sala Penal. De esta mansera, continuará al frente del tribunal que juzgará a los acusados del «procés».

«Mi trayectoria como magistrado ha estado siempre presidida por la independencia como presupuesto de legitimidad de cualquier decisión jurisdiccional», explica en el segundo punto de una nota breve.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!