El Hospital Universitario de Toledo contará con 500 nuevos profesionales

El consejero de Sanidad de Castilla-La Mancha, Jesús Fernández Sanz, ha anunciado, durante la visita que ha realizado el presidente regional, Emiliano García-Page, este jueves al nuevo Hospital Universitario de Toledo, que la apertura del mismo, durante el primer semestre de 2020, va a suponer un importante impulso en la contratación de profesionales.

Tanto es así, que el incremento se estima en más de 500 plazas en la plantilla respecto a la existente en estos momentos, en coherencia con las apuestas públicas en materia de empleo que está llevando a cabo el Ejecutivo de Page.

El jefe del Ejecutivo autonómico ha realizado la primera visita al centro tras la entrega de llaves por parte de la empresa concesionaria, por lo que ha podido comprobar la amplitud de las instalaciones, que abarcan un total de 247.000 metros cuadrados.

García-Page ha afirmado que la construcción de los nuevos hospitales que se están realizando en la región avanza a buen ritmo, explicando que el Hospital de Guadalajara ya está al 65 por ciento de su ejecución, mientras que el nuevo Hospital de Cuenca ya está por encima del 42 por ciento.

Asimismo, ha avanzado que en los próximos meses y antes de que acabe este año se licitarán las obras de la segunda fase del Hospital de Albacete y de Puertollano, que van a suponer «una catarata impresionante de inversión en materia sanitaria sin comparación con el resto de España».

Hospital de Toledo

El presidente regional ha podido conocer de primera mano el nuevo Hospital de Toledo, una infraestructura sanitaria que contará con un total de 853 camas, 80 de ellas para unidades de cuidados especiales, 25 quirófanos, 180 consultas y 70 gabinetes de exploración.

Por su parte, los hospitales de día, que engloban el Hospital de Día Médico, el Oncohematológico y el Pediátrico suman 68 puestos.

Respecto a la alta tecnología, el nuevo Hospital Universitario de Toledo contará con dos quirófanos híbridos, dos salas de hemodinámica, dos aceleradores lineales, tres resonancias magnéticas, tres TAC y un PET-TAC, para lo cual, el Gobierno de Castilla-La Mancha ha destinado una inversión de más de 42 millones de euros.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!