El Govern de Torra vuelve a comprometer el papel de los Mossos

En un momento en el que los Mossos y los jueces catalanes tratan de recomponer una relación muy deteriorada por el desafío independentista de Carles Puigdemont, un nuevo episodio protagonizado por dos consejeros de Quim Torra vuelve a comprometer a la policía catalana. La consejera de Cultura, Laura Borràs, ha dado a entender este miércoles que el titular de Interior, Miquel Buch, le había dado información sobre una causa que está bajo secreto de sumario, y en la que los Mossos actúan como policía judicial. Investigan supuestos amaños de contratos en la Institució de les Lletres Catalanes en la época en que la ahora consejera dirigía esta entidad que depende de la Generalitat.

En una investigación que dirige el Juzgado de Instrucción número 9 de Barcelona, los Mossos registraron el martes la Institució de les Lletres Catalanes y el Centro de Tecnologías de la Información (CTTI). Buscan confirmar si, como sospechan, los responsables de la entidad troceaban contratos para que no sobrepasaran los 18.000 euros y así evitar someterlos a concurso público, y poder adjudicarlos a dedo. De confirmarse, los investigadores tratarán de esclarecer la responsabilidad que habría tenido la ahora consejera.

Por eso Borràs ha recorrido este miércoles varias cadenas de radio para defender su inocencia. Pero, al mismo tiempo, se ha enredado en una serie de explicaciones contradictorias sobre las conversaciones que había tenido con el consejero de Interior sobre una causa que está bajo secreto de sumario. En Rac1 ha explicado que Buch le aseguró que los Mossos no le estaban investigando. Después, en La Ser, ha añadido que había aprovechado que el consejero y ella estaban «codo con codo» en el Palau de la Generalitat para preguntarle por ello. Y Buch, según ella, le ha contestado: «Espera, déjame que lo mire… no te investigan pero hay secreto de sumario». Luego en Catalunya Ràdio se ha desdicho: «No me ha pasado ninguna información».

Posible revelación de secretos

¿Usó Buch su influencia para sonsacar a los Mossos información bajo secreto de sumario con fines partidistas? Si un mando policial hubiese dado al consejero información de este tipo podría haber incurrido en un delito de revelación de secretos. Fuentes de Interior han asegurado a ABC que Buch no dio ninguna información a la consejera, sino que esta «se ha hecho un lío» en las entrevistas.

Según Jesús María Barrientos, presidente del TSJC, en los últimos meses los jueces estaban recuperando una confianza en los Mossos que «había quebrado» el 1-O. Este último episodio del Govern de Torra no ayuda a normalizar relaciones. Ciudadanos ya ha pedido que los dos consejeros se expliquen en el Parlament catalán.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!