El Gobierno no ve en peligro la exhumación de Franco pese al varapalo judicial

La suspensión cautelar de la exhumación de los restos del dictador Francisco Franco no ha variado en absoluto los planes del Ejecutivo. La vicepresidenta Carmen Calvo y los ministros Dolores Delgado y José Luis Ábalos han sido claros esta mañana en los pasillos del Congreso: «Sigue adelante».

En una jornada marcada por la comparecencia del jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, para abordar asuntos como la situación en Venezuela, el Brexit o el uso de sociedades interpuestas para pagar menos impuestos por parte de varios de sus ministros, el protagonismo se lo ha vuelto a llevar el dictador fallecido en 1975. Y es que el proyecto de exhumar sus restos del Valle de los Caídos colea ya desde el pasado junio, prácticamente desde que el PSOE obtuvo el poder gracias a la moción de censura contra el Gabinete de Mariano Rajoy.

El juzgado de lo contencioso administrativo número 3 de Madrid ordenó ayer paralizar cautelarmente el inicio de los trabajos para exhumar a Franco y suspender el informe favorable a ello del Ayuntamiento de San Lorenzo de El Escorial (Madrid), por deficiencias técnicas en los documentos gubernamentales. El ministro de Fomento, José Luis Ábalos, no obstante, ha negado que esté en peligro la exhumación y ha garantizado que «sigue el trámite».

La vicepresidenta Calvo se ha limitado a secundar las palabras de Ábalos y ha garantizado que «continúa el procedimiento administrativo», mientras que Delgado ha arremetido contra el «obstruccionismo» que a su juicio está ejerciendo la familia Franco por sus recursos contra la exhumación.

«Torpeza y poca seriedad»

Entre la oposición también ha sido recurrente el tema, y a la par que el portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban, ha tachado de «militante» al juez que ha paralizado los trabajos, Unidos Podemos, principal socio del Gobierno hasta el anuncio de la inminente disolución de las Cortes, se ha convertido en su principal ariete.

Tanto Irene Montero (Podemos) como Alberto Garzón (IU) han responsabilizado al Gobierno de que se siga hablando de la exhumación y no se culminase esta en verano de 2018, como se prometió inicialmente. Montero lo ha achacado a la «torpeza y poca seriedad» del equipo de Sánchez, y Garzón a su «falta de valentía».

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!