El fiscal se opone «de momento» a que se investigue al vicepresidente de la Generalitat por el 1-O

La Fiscalía Superior de Cataluña se opone «al menos por el momento» a que se investigue al ahora vicepresiente de la Generalitat, Pere Aragonès, por un delito de desobediencia su papel en los preparativos del referéndum independentista del 1 de octubre.

Así lo considera el teniente fiscal de Cataluña, Pedro Ariche, en un escrito al Tribunal Superior de Cataluña, que le había solicitado que se posicionase sobre si debía imputar o no Aragonès.

El fiscal considera que de la investigación de la que se encargó el Juzgado de Instrucción número 13 de Barcelona «no se desprenden indicios bastantes que permitan, al menos por el momento, atribuir» al ahora vicepresidente un delito de desobediencia.

El representante del ministerio público sí que cree que debe imputarse al diputado Josep Maria Jové.

El TSJC había pedido a la Fiscalía que se pronunciase sobre si debía imputar a estos dos cargos independentistas, después de que el Juzgado de Instrucción 13 de Barcelona le enviase una exposición razonada en la que consideraba que debía abrírseles una investigación, y que el TSJC sería el tribunal competente por su condición de aforados como diputados del Parlamento catalán.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!