El exabrupto de Donald Sutherland por la actitud de la ONU frente al cambio clim√°tico

El actor estuvo distendido en una conferencia de prensa en San Sebasti√°n, donde ser√° galardonado, pero se puso serio al hablar del clima

El veterano actor canadiense Donald Sutherland se encuentra en el festival de San Sebasti√°n, en Espa√Īa, donde ser√° reconocido hoy por su trayectoria con el premio Donostia. Pero por un momento, en una conferencia de prensa, se alej√≥ de la tem√°tica de su carrera en el cine -algo que la organizaci√≥n del festival no esperaba- para declarar sorpresivamente algo en relaci√≥n al medio ambiente: “La actitud de Naciones Unidas ante el cambio clim√°tico es una mierda”, expres√≥.

“Hablo en serio”, asegur√≥ el actor, antes de ampliar su concepto sobre un tema que realmente parece preocuparlo: “Tengo hijos y nietos y les vamos a dejar un mundo en el que no van a poder vivir. Desaparecieron 2,5 millones de especies de p√°jaros y los chinos se vieron obligados a polinizar las plantas con personas ante la escasez de insectos. Ya casi no chocan insectos en el parabrisas cuando vamos por la carretera”.

El actor se sali√≥ del libreto con sus declaraciones, ya que la organizaci√≥n de la 67 edici√≥n del Festival realizado en el Pa√≠s Vasco hab√≠a dicho que la conferencia iba a ser estrictamente sobre la vida profesional del actor. Pero Sutherland igual se refiri√≥ al medio ambiente, y concluy√≥ con la lapidaria cr√≠tica a las Naciones Unidas: “¬ŅEs este el mundo que queremos? De eso deber√≠amos hablar”.

En el plano de su profesi√≥n, Sutherland, de 84 a√Īos, asegur√≥ que no tiene pensado retirarse luego de haber cumplido m√°s de medio siglo de carrera. “Mi vida es trabajar. El trabajo de un actor es trabajar y esperar el siguiente papel. Amo trabajar -dijo, y acot√≥ en tono c√≥mico-. No puedo jubilarme. No tengo mucho dinero y todav√≠a tengo bocas que alimentar”.

El recorrido de este d√ļctil actor empez√≥ en los a√Īos 1960 y lo llev√≥ a trabajar con pesos pesados de la direcci√≥n como Bernardo Bertolucci, Robert Altman o Clint Eastwood. Dijo que no puede quedarse con uno de sus directores de sus m√°s de 150 filmes. Ser√≠a para √©l como decidir “cu√°l de mis hijos es el favorito”. Sin embargo, Sutherland asegur√≥ que “realmente am√© trabajar con (Federico) Fellini”, en Casanova, en 1976.

El actor de la emblem√°tica serie MASH, y de pel√≠culas memorables como Gente como uno, Los doce del pat√≠bulo, o La invasi√≥n de los cuerpos dijo, con a√Īoranza, que el Hollywood actual es diferente de aquel en el que comenz√≥ su carrera, cuando se filmaba en celuloide.

“Est√° bien ahora, solo que es diferente. No estoy adaptado del todo y probablemente nunca lo est√©”, se√Īal√≥ el actor, que present√≥ en San Sebasti√°n fuera de concurso The Burnt Orange Heresy, un thriller dirigido por Giuseppe Capotondi.

Ante los periodistas, Sutherland rememor√≥ rodajes, como el de El bot√≠n de los valientes, cuando casi muere de una infecci√≥n filmando en la entonces Yugoslavia, o el de Los juegos del hambre, donde trabaj√≥ con la “genial” Jennifer Lawrence.

El actor, que actualmente rueda junto a Nicole Kidman la serie The Undoing, se puso totalmente serio √ļnicamente en un momento, para defender la lucha contra el cambio clim√°tico y denunciar que la “actitud de la ONU” frente al tema es “deplorable”.

Agencia AFP

ADEM√ĀS

Lee m√°s: lanacion.com.ar


Comparte con sus amigos!