El capitán del barco que rescató a 12 inmigrantes en el mar teme un motín si no hay una «solución rápida»

El armador del pesquero Nuestra Madre Loreto, José Durá, ha manifestado este lunes su confianza en una pronta solución para los doce inmigrantes rescatados el pasado jueves por esta embarcación cuando iban en dos pateras a unas 80 millas de las costas de Libia.

En declaraciones a Efe, Durá ha indicado que el Gobierno español ha contactado con la tripulación de Nuestra Madre Loreto, integrada por trece miembros, uno de ellos el hijo del armador de este barco, con base en Santa Pola (Alicante) y que en estos momentos se halla en aguas internacionales.

Según Durá, las «negociaciones pintan bien» y «hay muchas posibilidades» de que en breve los inmigrantes rescatados sean acogidos por un país, que aún se desconoce.

A este respecto, el armador ha explicado que se llevan a cabo conversaciones desde el Gobierno de España con autoridades de países próximos para llegar a una solución que permita al pesquero llegar a tierra con los doce inmigrantes cuanto antes.

Al tiempo que se ponen en marcha las negociaciones, la tripulación ha advertido que el barco solo tiene víveres y agua para aguantar los próximos siete días, después de rescatar a doce inmigrantes el pasado jueves en alta mar frente a Libia. El propio capitán, Pascual Durá, ha explicado a Europa Press que «teme que si no se ofrece una solución rápida la tensión crezca»: «Tenemos miedo a que podamos sufrir un motín en el barco y no tenemos medios para poder hacer frente a esa situación».

El buque Open Arms, de la ONG Proactiva, según ha señalado Durá, suministró mantas, chalecos salvavidas y «todo aquello que les hiciera falta» a estos doce inmigrantes, de origen subsahariano. Además, la doctora de esa ONG realizó una revisión médica a todos ellos y constató que, en principio, «estaban bien».

«Estas personas están bien atendidas», aunque con los «habituales mareos del barco debido al movimiento por el mal tiempo», ha comentado el armador, quien ha insistido en que «solo queda esperar a que acabe esta situación y lleguen a tierra cuanto antes».

Borrell descarta una solución «paneuropea»

El titular de Exteriores ha señalado que ni Italia ni Malta aceptan recoger a los náufragos, de manera que se están estableciendo los contactos necesarios para una solución que, en todo caso, no cree que vaya a ser «paneuropea» porque la UE carece de «mecanismos de decisión» para dar una respuesta conjunta a estos casos.

El ministro de Asuntos Exteriores, Josep Borrell, y su homólogo alemán, Heiko Maas, han coincidido este lunes en apostar por una solución «paneuropea» a los casos de migrantes rescatados en aguas del Mediterráneo por embarcaciones que luego no logran permiso para llevar a puerto a estas personas.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!