El Ayuntamiento de Madrid retirará la talla de una Virgen del parque de Valdebebas

El Ayuntamiento de la capital, que dirige Manuela Carmena, retirará del Parque Forestal de Valdebebas –antiguo Parque Felipe VI– una talla de la Virgen del Abrazo, esculpida recientemente en el tronco de un árbol. La Junta del distrito de Hortaleza aprobó el pasado 18 de septiembre, con los votos de Ahora Madrid y el PSOE, una proposición de la Asociación de Vecinos La Unión de Hortaleza para que Medio Ambiente traslade la figura a una parroquia cercana, bajo el argumento de que no está «en el lugar idóneo». La concejalía de Inés Sabanés acatará el mandato pero aún no sabe las fechas.

El autor de la talla, finalizada hace apenas dos meses, es Jesús Arévalo, reconocido por esculturas como las presentes en la fachada de la Catedral de La Almudena, entre otras. Arévalo comenzó su trabajo en la primavera del año pasado, a solicitud de un grupo de vecinos del barrio de Las Cárcavas, sobre un pino centenario que se cortó por el riesgo de que se desplomara. El encargo, apuntan desde el Consistorio, lo hizo la empresa de conservación del recinto. Al tratarse de un espacio de titularidad municipal, se necesitó el permiso de la Dirección General de Gestión del Agua y Zonas Verdes, dependiente precisamente del área Medio Ambiente. La iniciativa fue autorizada.

El futuro de la obra, una vez finalizada, se presenta difuso. Fuentes de Medio Ambiente detallaron que se dará traslado a la escultura a la parroquia de Las Cárcavas (será obligatorio talar el tronco), si bien cuenta con una notable oposición vecinal. La propuesta ha polarizado el barrio y diferentes colectivos se han movilizado en ambos frentes. A un lado, con 24.000 firmas en la plataforma Change.org, quienes piden que no se retire en ningún caso; al otro, la asociación La Unión. El Centro Jurídico Tomás Moro (quien denunció a Rita Maestre por el asalto a la capilla de la Complutense) será el representante legal de los primeros.

Activo cultural

El Centro Tomás Moro defiende que la Virgen debe permanecer en su ubicación por varios motivos, especialmente porque «atenta contra el ejercicio de la libertad religiosa, consagrada en la Constitución Española». Además, sostiene que el Ayuntamiento «debe favorecer el ornato de la ciudad y la ampliación de su patronato artístico»: «Se trata de un activo cultural y monumental de Madrid». Así, con la solicitud de que «se respeten las iniciativas auténticamente populares», insta al Gobierno de Carmena a que «reconsidere su postura» y no tale la escultura.

No es la primera vez que este parque se sitúa en el centro de la polémica. En febrero de 2017, menos del 2 por ciento de los más de 176.000 vecinos del distrito votaron para eliminar el nombre de Felipe VI del recinto y sustituirlo por el de Forestal de Valdebebas. Se consumó el pasado mes de abril.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!