El ¬ęasesino de la maleta¬Ľ contact√≥ con su v√≠ctima por redes sociales

Un guatemalteco de 26 a√Īos ha sido detenido en Espa√Īa acusado de matar a un hombre en Zaragoza y haber guardado su cuerpo dentro de una maleta, desnudo, durante d√≠as y en el mismo piso en el que viv√≠a el presunto asesino. El acusado es un joven que lleg√≥ a Espa√Īa hace unos meses, tras marcharse de Guatemala. Se fue de su pa√≠s tras ser procesado por otro macabro asesinato ocurrido el 27 de marzo de 2015.

El joven se llama Witmar B. N., y desde hace un tiempo viv√≠a en un discreto piso del zaragozano barrio Oliver. Hab√≠a alquilado la vivienda y subarrendaba por horas algunas habitaciones. Seg√ļn la investigaci√≥n policial, en ese piso qued√≥ con J. M. V., un vecino de Madrid de 48 a√Īos cuya desaparici√≥n fue denunciada hace m√°s de una semana. Al parecer, el asesino contact√≥ con √©l a trav√©s de redes sociales.

El cadáver estuvo oculto durante días, hasta que el joven Witmar llamó a la Policía. Dijo que se había encontrado el cuerpo al abrir la maleta que se había dejado en el piso otra persona, a la que había echado de la vivienda tras haberle subarrendado una habitación. A los investigadores no les cuadró la versión y sospecharon del joven que les había llamado. Lo detuvieron el sábado, el mismo día llamó a la Policía para dar cuenta del cadáver.

Los investigadores creen que el joven guatemalteco se había preparado esa versión como coartada, para presentar el hallazgo del cadáver como algo casual y sorpresivo. Pero las pruebas recopiladas por los agentes de Homicidios y de la Policía Científica apuntan de lleno contra el joven Witmar.

Fuentes relacionadas con el caso han indicado a ABC que en el piso había restos de sangre y evidencias de que el crimen se cometió allí mismo. Y también indicios que apuntan a que hubo trasfondo sexual.

Mutilación genital

El hombre, muy corpulento, fue asesinado de un fuerte golpe en la base del cr√°neo. Al compararlo con el crimen por el que el mismo joven ha sido procesado en Guatemala se ha comprobado que aquel otro asesinato, ocurrido hace tres a√Īos y medio, presentaba una gran similitud: la v√≠ctima tambi√©n muri√≥ a causa de un letal golpe en el cr√°neo y por la espalda.

En aquella ocasi√≥n, al cad√°ver le seccionaron el pene y se lo colocaron en la boca. Witmar B. N., que por entonces apenas ten√≠a 24 a√Īos, fue acusado de ese crimen junto a su padre. Ambos salieron absueltos, pero la Fiscal√≠a ha mantenido las acusaciones, recurri√≥ y quiere que se enjuicie de nuevo aquel crimen. Estas acciones de la Fiscal√≠a guatemalteca coincidieron en el tiempo con la decisi√≥n del joven Witmar de marcharse de su pa√≠s a principios de este a√Īo, poner rumbo a Espa√Īa y afincarse en Zaragoza.

Lee m√°s: abc.es


Comparte con sus amigos!