Dos polic├şas disparan a un pitbull azuzado por su due├▒o para no ser detenido por violencia machista

Hasta cuatro disparos tuvo que descargar una pareja de polic├şas municipales de Moa├▒a (Pontevedra) para defenderse de pitbull que amenazaba con atacarles. El perro es propiedad de un joven de 25 a├▒os, O. C. P., que entonces trataba de evitar ser detenido por un presunto caso de violencia machista: un vecino de la localidad vio c├│mo persegu├şa con la bicicleta a su pareja, de 18 a├▒os, y la agarraba por el cuello.

Los hechos se desencadenaron el pasado s├íbado a primera hora de la tarde. Tras recibir la alerta vecinal, los agentes acudieron al paseo que media entre la playa de A Xunqueira y la Illa de Samertolam├ęu para interceptar al hombre, aunque al personarse en el lugar ya no estaba all├ş. Tiempo despu├ęs, sin embargo, regres├│. Y lo hizo en compa├▒├şa de su perro, un pitbull –raza considerada peligrosa– de unos cinco a├▒os de edad al que hab├şa recogido previamente de su casa, seg├║n el relato que hoy publica Faro de Vigo.

Fue entonces cuando, a tenor de la versi├│n policial, el acusado azuz├│ al can para tratar de intimidar a los agentes. Uno de ellos, cercado por el animal, tom├│ la pistola y le dispar├│ en dos ocasiones. Su compa├▒ero, otras dos. Al final, el pitbull recibi├│ tres impactos de bala por los que fue trasladado posteriormente al protectora de animales.

Neutralizado el animal, la Polic├şa procedi├│ a la detenci├│n del hombre, sin que abandonara sin embargo su actitud de confrontaci├│n contra los agentes, que tuvieron que ser atendidos tras recibir algunos golpes.

Al joven se le acusa de un delito de violencia de g├ęnero, atentado contra la autoridad, y de varias faltas por no cumplir la normativa vinculada a la tenencia de perros de raza peligrosa, como la obligaci├│n del bozal.

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!

One comment

  1. La unica raza peligrosa es el ser humano. Tenian que disparar el due├▒o del perro, y mo el pobre animal. No existe perros peligrosos, existen perros entrenados a matar. Y hay q matar a sus “entrenadores” sino los perros.