Del G-7 al ¬ępacto de la moda¬Ľ

Hace una semana se reuni√≥ un emblem√°tico elenco de 32 empresas del sector de la moda dispuestas a acordar una serie de medidas en pro del cuidado del medioambiente. Los 32 firmantes del acuerdo han denominado a esta serie de compromisos para la sostenibilidad el ¬ęFashion Pact¬Ľ, o lo que es lo mismo, el ¬ępacto de la moda¬Ľ. Se trata de una exhaustiva serie de objetivos tangibles que reducir√°n el impacto ambiental de esta importante industria global. Las 32 casas de moda y sus respectivos representantes firmaron el acuerdo en el Palacio del El√≠seo, frente a un Emmanuel Macron que all√≠ les acogi√≥. Macron present√≥ el compromiso un par de d√≠as m√°s tarde durante la Cumbre del G-7, que tuvo lugar en Biarritz del 24 al 26 de agosto. Las marcas firmantes del ¬ępacto de la moda¬Ľ son, entre otras, Adidas, Bestseller, Burberry, Capri Holdings Limited, Carrefour, Chanel, Ermenegildo Zegna, Everybody and Everyone, Fashion3, Fung Group, Galeries Lafayette, Gap Inc, Giorgio Armani, H&M Group, Herm√®s, Inditex, Karl Lagerfeld, Kering, La Redoute, matchesfashion.com, Moncler, Nike, Nordstrom, Prada Group, Puma, PVH Corp., Ralph Lauren, Ruyi, Salvatore Ferragamo, Selfridges Group, Stella McCartney y Tapestry. Aunque muchos de estos grupos son sobradamente conocidos para el p√ļblico en general, otros -de nombres curiosos o m√°s recientes- engloban a grandes marcas de mucha notoriedad. Tal es el caso de Kering, que engloba a Gucci, Saint Laurent y Balenciaga. O del grupo Prada, que incluye a Prada, MiuMiu, Car Shoe y Church. O el recientemente denominado Capri Holdings Limited, que cuenta con marcas como Versace, Jimmy Choo o Michael Kors. Los chinos de Fung Group engloban derechos de marcas como Fifa World Cup o Star Wars, y casas de moda como Juicy Couture o los zapatos Kenneth Cole. Y Tapestry es el nombre del grupo que cuenta con Coach o Stuart Weitzman. Los objetivos La intenci√≥n del Fashion Pact es unir fuerzas de cara al desaf√≠o medioambiental de este siglo. Entre los objetivos principales del acuerdo figuran intentar conseguir ¬ęcero¬Ľ emisiones de gases de efecto invernadero para 2050, reducir al m√≠nimo el impacto de la industria de la moda en los oc√©anos o minimizar con una estrategia detallada la utilizaci√≥n de pl√°sticos de un solo uso. Conscientes de que la industria global de la moda es una de las m√°s importantes y de su capacidad de influir en otros sectores, los firmantes han acordado algunas acciones inmediatas, visionarias pero factibles, que incluyen elementos concretos y cuantificables. Se pondr√°n en funcionamiento nuevos par√°metros de transparencia a la hora de demostrar la procedencia y composici√≥n de los materiales usados, as√≠ como certificaciones sobre el uso de materiales de alto impacto medioambental. Las marcas de moda favorecer√°n la econom√≠a circular, la eficiencia en el uso de materias primas, el reciclado y el upcycling, por lo que incluso los dise√Īos se ver√°n afectados. Nuevas iniciativas formativas aumentar√°n la concienciaci√≥n y se exigir√° una colaboraci√≥n de sectores afines. Un sector con el poder de la moda agrupa as√≠ a sus m√°s importantes actores para cambiar las reglas del juego de lo ecol√≥gico entre todos. Una idea brillante. Y muy comercial.

Lee m√°s: abc.es


Comparte con sus amigos!