Clavijo alerta que los «populismos y la desconfianza» producen «indeseables realidades»

El presidente de los canarios, Fernando Clavijo, expresó este viernes que «las inestabilidades y las tensiones políticas, el auge de los populismos y la desconfianza y desafección» de la ciudadanía «en los proyectos comunes», se «traducen en indeseables realidades, dentro y fuera de nuestras fronteras nacionales y europeas que acentúan lo que nos separa y erosionan los valores que nos unen».

El presidente del Gobierno de Canarias lanzó esta reflexión en el acto de apertura de la reunión anual de líderes políticos de los territorios ultraperiféricos que contó con la presidencia del Rey Felipe VI. El jefe del Gobierno canario expresó que las regiones ultraperiféricas de la UE son ejemplo de todo lo contrario: de interés por integrarse cada vez más en Europa y aportar soluciones. El PP ha criticiado la ausencia de altos cargos del Gobierno central.

La comisaria europea de Política Regional, Corina Cretu, reconoció este viernes el papel de las RUP en Europa «y el sentimiento infranqueable de pertenencia a la UE que se respira en cada una de ellas».

A modo de ejemplo, Clavijo ubicó un hecho: el modelo aduanero de Canarias es el que se ha barajado para la frontera comercial entre la UE (en Irlanda) e Irlanda del Norte. En esta zona, tras el Brexit, existirá un sistema de control de mercancías, algo nuevo hasta ahora.

El presidente canario pide «el derecho a la diferencia como parte de nuestro acervo político y jurídico» en la UE

A juicio del presidente canario, las islas representan una plataforma comercial que «es un claro ejemplo de un régimen fiscal especial respecto a la Península, que exige controles aduaneros dentro de un mismo Estado miembro, sin que ello genere, sin embargo, dudas sobre su estatus político».

En su intervención, y ante un atento aforo formado por altos cargos de la CE y representantes del Parlamento Europeo y agentes sociales, económicos e institucionales de las RUP, Clavijo se preguntó: «¿qué podemos aportar cada uno de nosotros para evitar la proliferación de estos sentimientos?» y «¿qué respuestas podemos ofrecer para liderar un cambio de tendencia?». Se respondió: «nosotros, cada uno a su nivel, somos los líderes que debemos restaurar la confianza; somos los responsables de utilizar los medios a nuestro alcance para volver a ilusionar a nuestra ciudadanía en un futuro común».

Abogó por seguir confiado en las RUP desde la UE «desde la lealtad institucional, en el reconocimiento y desarrollo del derecho a la diferencia como parte de nuestro acervo político y jurídico desde una perspectiva integradora».

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!