Cabito: “Me estoy reponiendo de lo que para m√≠ fue una pu√Īalada por la espalda”

Alejado de Metro, Cabito pone sus energías en la gastronomía

Desvinculado de Radio Metro definitivamente, Cabito Massa Alc√°ntara decidi√≥ dedicarse a otra de sus pasiones: la gastronom√≠a. Pronto abrir√° un restaurante junto a otros socios, en el que ser√° el encargado de dise√Īar el men√ļ. Sin embargo, a√ļn le duele la dif√≠cil situaci√≥n que pas√≥ a fin de a√Īo, cuando lo sacaron de Basta, el programa de radio del que era parte desde hace diecisiete a√Īos.

En di√°logo con LA NACION, el humorista cont√≥ que hace diez d√≠as le comunicaron que no seguir√≠a en ning√ļn otro programa de la emisora Metro. “Me ten√≠an en vilo porque supuestamente le ten√≠an que preguntar a Mat√≠as Martin si estaba de acuerdo con que yo siguiera… Bueno, no sigo, saquen sus propias conclusiones”, dijo. “Al principio, me ofrecieron reubicarme en otro programa y pagarme el 35 por ciento de mi sueldo. Claramente para que no acepte. Y ahora ya se cerr√≥ toda posibilidad porque me dijeron que no me quieren. No cay√≥ bien que yo hablara p√ļblicamente, pero yo no dije nada malo de ellos, s√≥lo cont√© c√≥mo me sent√≠a”.

Pasados dos meses, Cabito no s√≥lo piensa demandar laboralmente a la radio, sino tambi√©n en a Martin, a quien consideraba su amigo. “Habl√≥ de m√≠ y mencion√≥ adicciones. Si se refiere a la comida, la obesidad es una enfermedad, no es una adicci√≥n. As√≠ que yo me pongo a disposici√≥n de la Justicia para hacerme an√°lisis, pero me los hago yo y se los hacen todos. Ya le ped√≠ a la radio -mediante carta documento- que aclare p√ļblicamente a qu√© se refiere y todav√≠a no lo hizo”.

Con quien est√° m√°s enojado es con Diego Ripoll, a quien considera el gran traidor de esta historia. “Era mi amigo, pasamos las fiestas juntos y me entero ahora que fue √©l quien hace dos a√Īos le pidi√≥ a Mat√≠as que me echara. Entonces, ¬Ņc√≥mo es?”

Dolido, Cabito aclar√≥ que no tiene nada en contra de Malena Guinzburg, quien ocup√≥ su lugar en Basta.“Es mi amiga y la apoy√© para que aceptara, ella no es el problema”, se√Īal√≥. Lo que m√°s le molest√≥ fue la doble cara de quienes, hasta hace meses, consideraba sus grandes amigos. “Yo entiendo que me quieran sacar del programa, pero fue muy desprolijo, sin ninguna contenci√≥n de quienes fueron mis compa√Īeros durante tantos a√Īos. Incluso cuando yo estuve enfermo, que estuve a punto de morirme, no encontr√© ning√ļn apoyo. Mat√≠as dice que s√≠; yo te juro que no, que nadie se preocup√≥”.

Sin trabajo en los medios, Cabito piensa en c√≥mo seguir adelante. “Por ahora, me voy a dedicar al restaurante. No soy de pedir trabajo, pero ver√© qu√© hago. Me estoy reponiendo de lo que, para m√≠, fue una pu√Īalada en la espalda. Yo soy un buen tipo, no necesito organizar colectas para que vean que soy solidario. Por eso todo esto me afecta y necesito estar bien para volver. De a poco, lo estoy logrando”.

Lee m√°s: lanacion.com.ar


Comparte con sus amigos!