Ayuso defiende la PNL que aprobó para ilegalizar partidos porque que «no quisimos dejar a Vox solos»

MADRID Guardar

La presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, ha exigido medidas para que políticos que «alientan» a «grupos terroristas como los CDR» no lleguen a las instituciones, y para que se ponga fin a los actos violentos en Cataluña porque en el País Vasco «se acabó en un terrorismo como el de ETA precisamente porque aquellos que usaban la violencia callejera nunca tenían freno». Ayuso ha asegurado que aprobaron ayer, junto con Cs, la propuesta de Vox instando a la ilegalización de los partidos separatistas que atenten contra la unidad de España porque «no quisimos dejar solos a Vox en esto». No obstante, cree que el presidente en funciones Pedro Sánchez aprovecha la polémica sobre el tema porque «le viene de maravilla confundir».

Ayuso, que visitaba esta mañana la capilla ardiente de la científica Margarita Salas, ha asegurado que no se trata de ilegalizar a partidos por pensar distinto, sino de buscar mecanismos para que desde los parlamentos se pueda hacer algo para poner «fin a la violencia en Cataluña», informa Efe.

«¿Alguien tiene duda en España de qué es el movimiento CDR, violento y terrorista?», se ha preguntado Ayuso, que ha afirmado que hay que ponerle fin «antes de que esto se convierta en algo más, y de que sigan expulsando a los ciudadanos de Cataluña como hicieron en el País Vasco en el pasado».

«¿Cuándo llegó la supuesta paz en el País Vasco? Cuando expulsaron a 300.000 vascos de ahí. ¿Hay que esperar a que se vayan todos los catalanes que se sienten españoles fuera de Cataluña? ¿Para que otra vez el terror gane?», ha seguido preguntándose, antes de insistir en que la PNL de Vox busca «mecanismos para que aquellos que están de acuerdo con usar el terror para conseguir sus fines políticos no estén en las instituciones».

Ha matizado que no ha comparado a los CDR con ETA, «no quiero titulares por dónde no es», pero ha insistido en que «se acabó en un terrorismo como el de ETA precisamente porque aquellos que usaban la violencia callejera nunca tenían freno, y fueron a más, fueron a más, y crearon un negocio en torno al terrorismo. Eso mismo es lo que está sucediendo en Cataluña».

«Estoy comparando los CDR con los comienzos del terrorismo en el País Vasco. Sí, los comparo, porque son grupos que, como hacían con la kale borroka, utilizan el miedo en la calle y el terror para que, por ejemplo, este fin de semana mucha gente mayor tengo miedo a ir a las urnas, como nos están contando».

No violentar libertades

De ahí que haya vuelto a defender la PNL presentada por Vox, porque lo que busca es que «los ciudadanos normales de bien que están en Cataluña puedan vivir con tranquilidad, no vean saqueados sus comercios, no vean adoquines por todas partes, no vean violentadas sus libertades».

Los partidos con representaciĂłn en el Congreso de los Diputados deben buscar «fĂłrmulas” para acabar “con esta locura colectiva», sin que ello signifique «atentar ni acabar con partidos que quieren la independencia», porque «no se trata de ir contra una ideologĂ­a ni contra partidos por su pensamiento».

«Que un independentista tiene derecho a ser independentista, por supuesto; que alguien ha propuesto ilegalizar un partido independentista, en ningún caso, bajo ningún concepto», ha explicado, porque las diferencias políticas «se tienen que ver en los parlamentos, ir a las urnas y que gane el mejor. Pero en libertad, con tranquilidad y en convivencia».

Y en este sentido, ha reiterado que se trata de una PNL que busca medidas para «protegernos» de los partidos que «están alentando la violencia y rompiendo de manera unilateral la unidad del país», porque no se puede «seguir consintiendo» que en Cataluña «agredan a la gente» y que «sigan campando a sus anchas los violentos porque nadie les pone freno».

En este sentido, ha criticado al presidente en funciones, Pedro Sánchez, por «aprovechar» la polémica que ha levantado la aprobación de la PNL. «Le viene de maravilla confundir, lo lleva a la exageración e intenta polarizar el debate para ver si puede rascar votos a lo largo del día»

«En vez de dedicarse tanto a la lírica y a opinar, lo que tiene que hacer el presidente del Gobierno es asegurar que todos los españoles en Cataluña este domingo van a ir a votar sin ser agredidos», ha asegurado.

También a acusado a los partidos de izquierda de Madrid de «ponerse del lado de los independentistas de los CDR», y les ha dicho que no tienen que darse por «aludidos» por la PNL, porque «va contra los violentos».

Lee más: abc.es


Comparte con sus amigos!